Copia de Copia de Copia de Copia de story efficient-2

Aprendizaje de la técnica en fútbol, ¿foco interno o externo?

El aprendizaje de la técnica en fútbol es uno de los factores claves en el desarrollo del joven futbolista. Nuestro colaborador Alex analiza de forma sencilla un concepto novedoso llamado foco

A la hora de aprender la técnica en fútbol y realizar un patrón de movimiento nuevo el feedback recibido es vital para un correcto aprendizaje. Si se utiliza de forma errónea, puede obtener resultados negativos y convertir a nuestros jugadores en dependientes, lo cual dificulta su capacidad de reconocer el error y saber como enfrentarse a diferentes estímulos (1). Si dejamos que nuestro jugador explore todas sus capacidades de movimiento y alcance el éxito por si mismo, estaremos promoviendo mayor estabilidad a largo plazo en la ejecución óptima del movimiento.

Ahora, es de vital importancia saber como podemos ayudar a nuestro jugador en dónde centrar su atención, y, ahí tenemos dos vías, un foco interno, que consiste en que focalice su atención en su propio cuerpo, o por el contrario un foco externo con consiste en algo ajeno a nosotros que constriñe al jugador, le obliga a adaptarse continuamente para obtener éxito.

Mediante la utilización de un foco externo el jugador no necesita preocuparse por la posición de su cuerpo, no tiene que esperar a que el entrenador le diga en que ha fallado, ya que, el propio foco externo le va a dar un feedback de resultado inmediato que el podrá procesar e interiorizar con mayor facilidad.

En esta línea encontramos diferentes trabajos como el realizado por Wulf (1) en dónde niños de entre 10 y 12 años tenían que intentar dar en el centro de la diana mediante un golpeo. La distancia de la diana era el 75% en relación con la distancia máxima de golpeo evaluada con anterioridad. El feedback aportado era diferente en función del grupo, a un grupo le aportaban un foco interno (posición del pie, brazo, superficie de golpeo…) mientras que a otro grupo le aportaban un feedbak con un foco externo (posición del balón, intenta golpear en la diana, intenta realizar un C al comienzo del golpeo…). El grupo que mejores resultado obtuvo fue el que practicaba mediante un feedback de foco externo, ya que el jugador sabía perfectamente en que había fallado en el intento anterior. Mejorando el aprendizaje de la técnica en fútbol

Otro trabajo realizado por Makaruk y sus ayudantes (2) en dónde evaluaban el lanzamiento de un penalti a varias zonas. Dividían el grupo en diferentes metodologías, un grupo con foco externo, otro con foco interno, otro lanzamiento libre y un grupo con descubrimiento guiado. Encontraron que tanto el grupo que lanzaba con un foco externo, y el grupo al que ayudaban a encontrar la mejor solución al lanzamiento planteado obtuvieron mejores resultados para el aprendizaje de la técnica en fútbol.

De Giorgio (3) fue un paso más con su investigación y dividió niños de 7 años en un grupo con foco externo y otro con foco interno. El grupo de foco externo tenía cada zona de la bota (empeine, interior, exterior talón) de diferente color, mientras que el grupo control tenía toda la bota negra. El autor evaluaba el éxito obtenido y el tiempo que realizaba el niño en diferentes circuitos con pase y control, pase solo, una conducción y un disparo a porterías hechas con conos. El grupo de foco externo debía realizar estos gestos técnicos con el parte de la bota del mismo color que el cono que era de referencia, mientras que al grupo control le decían como tenía que realizarlos y con que superficie del pie. Los resultados muestran que el grupo que trabajaba con un foco externo obtuvo mejores resultados tanto en puntuación obtenida como en el tiempo total para realizar cada circuito.

Observando los resultados obtenidos en estos estudios podemos concluir que la utilización de un foco externo es de gran ayuda a la hora de que nuestros jugadores aprendan antes y con mayor eficiencia un gesto técnico. Las ventajas de esta metodología son una mayor fluidez en el movimiento y un mayor control, ajustes posturales en equilibrio automáticos, fomenta el control automático del jugador y su capacidad para reflexionar y ver dónde se ha producido el error, y, para finalizar una actividad muscular (EMG) menor lo que implica menos rigidez de movimientos

Como conclusión, como entrenadores debemos promover entornos en dónde el jugador fomente su autonomía y obtenga un feedback de resultado inmediato tras cada repetición a través de un foco externo. Esto generará un ambiente mucho más motivante para el niño ya que cada repetición le supondrá un reto y además de ser de forma lúdica para el aprendizaje de la técnica en fútbol

Biliografía:

  1. Wulf G, Chiviacowsky S, Schiller E, Avila LTG. Frequent external-focus feedback enhances motor learning. Front Psychol. 2010;1:190.
  2. Makaruk H, Porter JM, Sadowski J, Bodasińska A, Zieliński J, Niźnikowski T, et al. The effects of combining focus of attention and autonomy support on shot accuracy in the penalty kick. PLoS One. 2019;14(9):e0213487.
  3. De Giorgio A, Sellami M, Kuvacic G, Lawrence G, Padulo J, Mingardi M, et al. Enhancing motor learning of young soccer players through preventing an internal focus of attention: The effect of shoes colour. PLoS One. 2018;13(8):e0200689.

Share this post

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Seleccione su moneda
EUREuro
PENSol
Logo-efficient-07.png

DESCUBRE NUESTRAS

FORMACIONES

Másters de Alto Rendimiento al Alcance de Todos