Category archive

OPINIÓN

Estructura y Planificación en fútbol. Diferencias entre Inglaterra, Italia y España.

en METODOLOGÍA DE TRABAJO/OPINIÓN

El fútbol y sus ligas más representativas, sobre todo las europeas, han experimentado cambios espectaculares en los últimos 10 años, pareciéndose cada vez mas a modelos empresariales similares a los de la NBA o NFL de Estados Unidos. Tener clara la estructura y la planificacón de un equipo es básico al empezar una nuevo temporada en fútbol.

A pesar que todos recordamos con añoranza las ligas de años anteriores, y donde cada vez más movmientos como el Odio eterno al Fútbol Moderno tienen cada vez mas adeptos, debemos ser capaces de adaptarnos a la realidad.

Por lo menos desde el punto de vista del profesional que somos y nos encuadramos dentro de estas estructuras que conllevan las ligas de fútbol. 

Esta claro que los modelos Premier League, Calcio Italiano o La Liga han apostado muy fuerte a mejorar el modelo empresarial, con el objetivo de ofrecer un mayor espectáculo al espectador y aficionado. 

Esta mejora del modelo no solo se produce fichando cada vez más estrellas o mejores entrenadores, sino que requiere de una estructura organizativa dentro de los equipos que componen las ligas. Una estructura digna de las empresas más punteras de cualquier sector. 

Obviamente, esta estrcutura afecta al modo en el que se desarrollan dichas ligas y los modelos que se elijan, afectan directamente al nivel que estás muestren con sus respectivos equipos, así como se producirán mayores diferencias entre unas y otras, llevando seguramente a la reducción de un nivel de espectáculo al comparar unas con otras. 

Por todos es conocido el famoso modelo de la Premier y el reparto del dinero de las televisiones, así como la política de topes salariales o fair play financiero. 

Razones para tener una estructura de club

Tal vez todos estos aspectos creamos que no nos afectan directamente como prepadores o entrenadores, tal vez ni siquiera trabajemos en un equipo profesional. Pero en cualquiera de los dos casos, te dare dos razones por las que deberías conocer los diferentes modelos estructurales que componen a un club:

  • Si te encuentras trabajando en un equipo profesional, deberías conocer las diferencias entre una liga u otra y sus diferentes estructuras, ya que afectaran directamente a tu trabajo. 
  • Si no te encuentras dentro de este sistema, tal vez te resulte útil conocer de que manera se estructuran equipos profesionales para poder conocer y aplicar algunos conceptos dentro de equipos base o equipos más modestos, que evidentemente no disponen del mismo presupeusto, pero no excluye que no se tengan en cuenta la estructura. 

Ahora que te acabo de dar dos razónes para entender este artículo, te explicare las mayores diferencias estructurales entre tres los países más punteros en cuanto a ligas, tomando como referencias las experiencias contadas por Rafa Benitez en este vídeo. 

Conocer el club

Dentro de estas comparativas debemos entender el tipo de estructura que exite dentro de un club a la hora de entregar poderes a un entrenador o manager. 

Principalmente debemos empezar entendiendo que dentro de esta estructura existe un propietario o consejo que gobierna el club. 

Dentro de las secciones, existen dos muy bien diferenciadas como son la sección de fútbol y la sección administrativa. 

El modelo inglés y europeo

En el modelo inglés, en la sección de fútbol, encontramos dos figuras importantes, como son el manager y por debajo de este se encuentra el Chief Squat, o Secretario Técnico.

En esta estructura el manager es el encargado de organizar los fichajes tras la aprobación de un presupuesto, dondel el secretario técnico será el que realiza los fichajes tras las ordenes del manager. Principalmente esto se traduce, con que dentro de esta estructura, el manager, que generalmente suele ser el entrenador, es el que decide la estructuración de una plantilla y el fichaje de jugadores, tras un presupuesto dado. 

Dentro de los las modelos europeos entre los que se encuentran los equipos de las ligas españolas o italianas, nos encontramos con algunas dieferencias, que principalmente podemos observar en que existe que dentro de las existe un director general, que tiene plenos poderes sobre las secciones administrativas y las secciones de futbol. En este caso se tratría de un papel de manager, pero con poder sobre la sección administrativa. En este sentido, el director deportivo, es el que habitualmente se encarga de confeccionar la plantilla en conjunto con el entrenador. 

Como vemos, ya solo en el organigrama de un equipo podemos encontrar diferencias relevantes a la hora de confeccionar y diseñar una plantilla. En el modelo inglés, el entrenador tiene la capacidad de organizar y crear un equipo de acuerdo a sus necesidades y gustos, dentro de un determinado presupuesto.

Mientras, en el segundo caso, en el modelo europeo es el directos general el que decide esto, de menera que el entrenador dependerá de un director general para poder confeccionar su propio equipo. 

El modelo de juego y los cambios de club y país

Dentro de estas diferencias, entre las diferentes ligas y modelos debemos tener en cuenta ciertas consideraciones a la hora de plantear un nuevo modelo de juego, ya que no se trata de llegar e imponer, sino que se deben conocer diferentes conceptos importantes a la hora de comenzar a trabajar. 

Para el entrenador español, se deberían seguir 4 pasos básicos a la hora de llegar a un nuevo equipo: 

  1. Elegir un modelo de juego (leer este artículo para más información).
  2. Rotaciones.
  3. Como organizamos la competición y el entrenamiento. 

Elegir el modelo de juego

Para poder crear este modelo de juego adaptado a nuestro nuevo equipo debemos conocer como queremos actuar en en diferentes momentos:

  • Que queremos que haga nuestro equipo.
  • Intentar imponer estilo.
  • Llevar la iniciativa ( si puede).
  • Equilibrio defensaataque.
  • Ritmo de juego alto- Agresividad positiva.
  • Posesión buscando portería contraria
  • Posibilidad de otros sistemas.
  • Adaptar y analizar al rival.
  • Aptitudes y valores para no chocar con el club.
  • Compromiso con el club.
  • Intereses colectivos / profesionalidad. 

Las rotaciones 

Las rotaciones en los jugadores y en los grandes ligas es cada vez más habitual y se trata principalmente de orgazniar los minutos que juegan los jugadores de una plantillas de fútbol cuando existen dos o más competiciones.

De esta manera se juega con la titularidad, suplencia y descanso de los jugadores con el objetivo de:

  • Prevenir sobrecarga de partido en minutos jugados
  • Disminuciones del rendimeinto físico
  • Competitvidad de la plantillas. 

Rafa Benitez fue uno de los pioneros en la utilización, sobre todo en el Valencia FC, donde consiguió varios títulos, y donde recibió varias cirticas a esto. Sin embargo este tipo de estrategias están a la orden del día en los equipos que juegan dos o tres partidos cada semana, ya que la carga de partido y de competición cada vez es más alta, mermando considerablemente el rendimeinto de los jugadores. 

Organización de la competición y temporada

A este respecto hemos hablado en varios artículo, sobre en todo en cuanto a la planifiación del modelo de juego y la de la organizaciñon semanal, así como la intensidad de las tareas.

Es importante tener claro desde el principio de la temporada el objetivo real que queremos conseguir. Si no sabes como definir el objetivo, en este artículo te dejamos una buena forma de hacerlo.

Al definir un objetivo, fijamos el camino que queremos seguir a lo largo de la temporara. Este objetivo deberá ser flexible y estar abierto a problemas que puedan aparecer o sorpresas, como lesiones, resultados inesperados (buenos o malos) así como problemas internos y externos del club.

La planificaición debe hacerse para poder seguir un camino, pero el camino debe estar marcado por el día a día, es decir con la planificaciñon semanal de los partidos en función del rival y llevar a cabo estas semanas con una buena organización de las tareas y de las cargas que deberían seguir los siguientes principios:

  • Respetar los ciclos de recuperación entre partidos para programar las cargas de trabajo.
  • Valorar siempre el estado animico del equipo para introducir tareas correspondientes a esto (ver artítuclo sobre el diseño de tareas).
  • Adecauar la dificultad y las cargas de trabajo a nuestro equipo.
  • Trabajar el modelo de juego en función de nuestro jugadores y de como enfrentaremos el siguiente partido.

La planificación de la temporada es un plano general que debe ir de lo más específico a lo más general. Es decir plantear el camino a seguir y poner las herramientas para conseguirlo.

Resumen

La estructura de un club es una parte fundamental de las planificaciones de las temporadas. Será necesario, que independientemente del nivel en el que se trabaje, todos esten integrados. Directiva, entrenadores, jugadores e incluso padres (en formación), participen en la elaboración conjunta de estos objetivos. Una estructura clara hará más facil la elaboración de un mapa de acción sobre el que estrucutrar y planificar un equipo de fútbol.

La ventaja de jugar en casa: ¿Mito o realidad?

en OPINIÓN/RENDIMIENTO
ventaja en casa en fútbol

La ventaja de jugar en casa en fútbol, es la tendencia de los equipos deportivos a tener un mejor desempeño en su ciudad que fuera de casa. En el mundo del fútbol corre el mito ( real o no ) que en casa, el equipo es más fuerte y gana más partidos a los largo de la temporada. Hay una cierta tendencia por parte de la afición local de exigirle al equipo la victoria en casa y tener cierta benevolencia con los resultados negativos fuera de casa pero…¿esta justificado científicamente este comportamiento? 

Debido a los limitados recursos y el espacio en la tierra, la mayoría de los animales muestran una respuesta protectora natural a la incursión territorial que puede considerarse una tendencia de respuesta con la intención de asegurar el territorio. Se ha sugerido que un aspecto importante del patrón de respuesta territorial es un aumento de la secreción de testosterona que coincide con ciertos comportamientos no verbales que indican a los intrusos que se alejen.  

Diversos autores proponen que los humanos a veces muestran una respuesta territorial similar a los animales y que esto puede observarse en el contexto de los deportes competitivos. En apoyo parcial de esta teorización, se encontró que las concentraciones de testosterona eran considerablemente más altas antes de los partidos en casa en comparación con los partidos fuera de casa y las sesiones de entrenamiento en una muestra con jugadores de fútbol americano. Además se encontró en este articulo que los jugadores cambian su comportamiento no verbal dependiendo de la ubicación del partido antes de comenzar. Por ejemplo, pueden entrar al campo de juego más erguidos y realizar sus rutinas de calentamiento de manera más dominante. A su vez, los oponentes pueden captar estas señales no verbales y pueden verse afectadas por ellas, como se ha demostrado en investigaciones anteriores que demostraron que ciertos lenguajes no verbales afectan los niveles de confianza y comportamiento e incluso a las expectativas de resultados de los atletas. 

Por lo que tenemos una primera evidencia que existen factores a nivel evolutivo que podrían condicionar de alguna forma a los otros muchos factores que dependen de un resultado en el fútbol. 

A nivel más concreto este estudio trató de estimar la ventaja en casa para equipos individuales. Se utilizaron diez años de datos de partidos de la Liga de Campeones de la UEFA. De los 4 clubes ingleses estudiados, el Arsenal tuvo la mayor ventaja en casa (73%),respecto al Chelsea, Manchester United y Liverpool al menos en 5 puntos porcentuales menos. De los 3 equipos italianos seleccionados, la Juventus claramente tuvo la mayor ventaja en casa (71%), teniendo 9 puntos porcentuales más altos que el AC Milan y el Inter Milan. Los 2 equipos españoles analizados Barcelona y Real Madrid tuvieron un porcentaje de ventaja en casa del 70% y 68% respectivamente. 

Aunque la ventaja en casa no varió significativamente entre los equipos, lo hizo entre países. Los equipos ingleses tuvieron claramente la mayor una mayor ventaja en casa (70%), al menos 5 puntos porcentuales más que los equipos de cualquier otro país, mientras que los equipos turcos tuvieron poca o ninguna ventaja en casa (52%). Al igual que con los equipos individuales, los países cuyos equipos tenían porcentajes de ventaja en casa más altos también tendían a tener una desventaja fuera de casa mayor. La elevada ventaja en casa del futbol ingles da pie a especulaciones: Los estadios de fútbol ingleses tienden a diseñarse de tal manera que la multitud está mucho más cerca del campo de juego que los estadios de fútbol en otros países, lo que puede aumentar la intensidad del apoyo de la multitud local, lo que resulta en una ventaja en casa mayor. 

Además de las diferentes capacidades individuales de los equipos, otro factor que podría alterar el resultado en casa son las diferentes opciones tácticas entre los equipos.  Estas también pueden explicar algunas de las variaciones observadas en las ventajas en casa entre equipos y países, especialmente en las rondas eliminatorias de la Liga de Campeones, donde los goles fuera de casa pueden decidir los resultados cuando las puntuaciones generales están empatadas. Algunos equipos puede adoptar un enfoque cauteloso para los partidos fuera de casa, con la esperanza de obtener la mayoría de sus puntos en casa, mientras que otros equipos pueden acercarse a los partidos locales y fuera de casa de manera similar. 

Por ultimo, este estudio tuvo como objetivo analizar el comportamiento de la ventaja en casa en el fútbol de la zona UEFA en una muestra completa: todas las ligas en la primera década del siglo XXI. De acuerdo con los resultados obtenidos, se ha encontrado una ventaja del 55.6 % en casa en las categorías de fútbol más altas de Europa. 

Además se encontró que loos países que conformaron el grupo A a través de la clasificación UEFA tienen una mayor homogeneidad al tomar en cuenta la ventaja de la casa. En el resto de los grupos, la ventaja del hogar es mucho más heterogénea. Además los equipos con una mejor clasificación y más puntos tienen mejores valores de ventaja en el hogar. Por lo que podría aparecer de nuevo la capacidad del equipo como un factor determinante para una mayor ventaja en casa. 

Por tanto a modo de conclusión, se necesita más evidencia y estudio de la amplia gama de factores que podrían tener un papel a la hora de condicionar el resultado en casa. Sin embargo ante los resultados observados podría justificarse el mito de ganar en casa como real desde un punto de vista antropológico y estadístico en el que la capacidad y estatus del equipo, el país, la elección táctica y el tipo de estadio y afición podrían decantar la balanza hacia una mayor fortaleza en casa. 

Fuente: 

1. Goumas C. Modelling home advantage for individual teams in UEFA Champions League football. J Sport Heal Sci [Internet]. 2017;6(3):321–6. Available from: https://doi.org/10.1016/j.jshs.2015.12.008

2. García MS, Aguilar ÓG, Marques PS, Tobío GT, Romero JJF. Calculating Home Advantage in the First Decade of the 21th Century UEFA Soccer Leagues by. 2013;38(September):141–50. 

3. Furley P, Schweizer G, Memmert D. Thin Slices of Athletes ’ Nonverbal Behavior Give Away Game Location : Testing the Territoriality Hypothesis of the Home Game Advantage. 2018;(June):1–12. 

¿Formación o resultado?

en CANTERA/OPINIÓN/TECNIFICACIÓN
formación futbol base


Inconscientemente, el fútbol base se ha convertido en un acopio de entrenadores. Utilizo dicho término, ya que, cuando hablo de fútbol formativo, no me gusta hablar de entrenadores sino de formadores, educadores.

Todos los avances realizados, la formación que han adquirido los distintos profesionales para poder ejercer esta función, los medios de los que disponemos en la actualidad, la materia prima en sí…Todo ello se va poco a poco disolviendo por un único motivo : elEGOCENTRISMO de los entrenadores.

Cada fin de semana dedico parte de mi tiempo a ver partidos de fútbol 8, biberones, benjamines, alevines…El resultado es prácticamente el mismo cada sábado y domingo.: Entrenadores que se pasan 50 minutos gritando a los niños, hablándoles de malas formas cuando fallan, buscando la victoria, sin importar el cómo, no teniendo en cuenta que en el fútbol base no se debe seguir a Maquiavelo “el fin justifica los medios”. Desde que comienza el partido, niños que tan solo juegan 2 minutos, o incluso menos; malas conductas hacia el árbitro, hacia jugadores o hacia los entrenadores/formadores del equipo contrario…

En definitiva, una acumulación de errores humanos que poco a poco van desvirtuando el fútbol por la simple razón de lograr objetivos personales, trofeos o victorias insignificantes, no importando el daño moral y deportivo que se pueda haber ocasionado a los críos. Todo, con un único lema en su cabeza:

GANAR, GANAR, GANAR Y VOLVER A GANAR.

Lo más sorprendente es que muchos son conscientes de que están realizando mal su labor, pero aún así osan presumir de las ligas que han conseguido, de las decenas de torneos que han ganado, de que “sus” equipos son muy goleadores… Pero no se dan cuenta del hecho de que cuando llega la etapa de infantil/cadete/juvenil un porcentaje muy elevado de chicos han perdido lo más importante : el interés por seguir JUGANDO AL FÚTBOL.

Pero, de las cosas malas, siempre se sacan otras positivas.

Sin embargo, aún hay esperanzas. Sigue habiendo muchos formadores que son conscientes del trabajo que deben realizar en función de la edad de los niños, de la categoría; sigue habiendo, chic@s que planifican sus temporadas para que todo vaya de la mejor forma posible, que conocen los pasos a seguir y los llevan a cabo, dando prioridad a la enseñanza y no al resultado; gente que no busca la victoria a cualquier precio. Al fin y al cabo, formadores que empatizan con los niños y hacen que éstos sean parte del juego. Y sobre todo, todavía quedan es@s personas que son capaces de hacer ver a los muchachos que el error es una parte fundamental del aprendizaje.

En definitiva, todo se reduce a una frase de un gran profesional, Pablo López, frase que me ha marcado mucho y espero os haga recapacitar:

“Entrenar es muy fácil, pero entrenar bien…muy difícil”.

CRISTIAN PAZ

Fundamentos defensivos: Los grandes olvidados

en OPINIÓN/TÁCTICA/TECNIFICACIÓN

Jandro Novoa

Seguro que a todos nos ha ocurrido que un conocido nos habla, o nosotros mismos hemos visto, sobre un jugador al que su alto nivel ofensivo le hace ser diferencial en el fútbol base (y por lo tanto jugar siempre, pero ese es otro tema), pero que sufre a la hora de finalizar su etapa en la base para tener continuidad en su paso a las categorías senior. 

Este hecho, suele venir acompañado de diferentes opiniones que lo resguardan, como que el entrenador no sabe apreciar el talento, que prefiere a jugadores veteranos porque tienen mayor experiencia, o que lo fácil es dejar sin minutos a los más jóvenes. Ya sabemos lo fácil que les resulta a algunos opinar sin argumentos. Desde aquí, me gustaría trasladaros mi propia visión sobre este tema, que se podría resumir en que en el fútbol base estamos creando jugadores nulos en la fase del juego en la que nuestros equipos no tienen el balón. 

Mi corta experiencia, y mi paso por categorías base y senior, primero como “jugador” y actualmente como miembro del cuerpo técnico, es la que me hace llegar a esta conclusión. Vale con pasarse por la mayoría de los campos de entrenamiento, o con hablar sobre la sesión con nuestros compañeros entrenadores, para ver que siempre dejamos de lado el trabajo de los aspectos defensivos, siempre focalizando la fase con balón. 

Estoy de acuerdo con que el fútbol es un deporte dónde se juega con el implemento del balón, y que es de vital importancia dotar a los jugadores de todas las herramientas posibles para cuando esté en su posesión, tanto el propio jugador, como sus compañeros de equipo. Soy el primero que las trabaja, y creo firmemente en ello. Pero, ¿y cuándo no tenemos el balón? Basta con poner de ejemplo cualquier tarea, como puede ser un simple rondo. ¿Les damos correcciones a los jugadores que tienen que robar, o nos centramos solamente en el tipo de pase y orientaciones de los jugadores que están por fuera? 

Solemos pecar de focalizar los objetivos de dichas tareas en aspectos ofensivos, tanto desde un punto de vista táctico (ya en categorías senior o en últimas etapas de la base) como desde un punto de vista técnico, sin darnos cuenta de que siempre que buscamos un objetivo ofensivo, se están dando sus maneras de contrarrestarlo, su antagonista defensivo por así decirlo. Con un reparto de roles adecuado dentro del cuerpo técnico, donde algunos se encarguen de la corrección del aspecto ofensivo y otros del defensivo, la riqueza de cualquier tarea aumentaría, yendo de la mano la mejora de nuestros jugadores en esta fase del juego que a mi manera de verlo, apenas ponemos importancia. 

Avanzando desde lo más simple a lo más complejo. Tanto desde el punto de vista de aspectos técnicos como incluso condicionales, como puede ser enseñar a correr lateralizado, o saber cambiar la lateralidad mientras corro hacia atrás, detalles que forman parte de un 1vs1 defensivo y que como cualquier detalle del juego, es más fácil de inculcar para su aprendizaje técnico en edades tempranas. Se pueden trabajar desde cualquier etapa de la iniciación. 

Cómo y hacia donde orientar un 1vs1. Llegar a la presión y frenarse para no ser superado. Fintas defensivas. Momentos en los que puedo realizar entrada. Cerrar líneas de pase. Utilización del cuerpo en disputas. Orientación y marcaje en centro lateral. Cómo defender una inferioridad. Si pensamos en cualquier tarea de nuestras sesiones, estoy seguro de que estos pequeños detalles defensivos tienen cabida en nuestras correcciones. ¿Por qué corregimos las orientaciones ofensivas, los controles orientados, cuándo conducir o dar pase, pero estos detalles ni los nombramos? Algunos por desgracia piensan que es de “amarrateguis”, de “vieja escuela”, enseñar estos detalles. Supongo que sus equipos tendrán el balón los 90 minutos, pero así no ayudamos al jugador, porque estoy seguro de que alguna vez en su vida, todos los jugadores van a tener que defender. Pues vamos a darle las herramientas pare ello, ¿no?

No olvidemos que esos conceptos también forman parte de la inteligencia táctica que debemos de intentar que tengan nuestros jugadores. Mejoraremos al jugador, que debe de ser nuestro principal objetivo. No solo defensivamente, sino también ofensivamente, porque tendrán que utilizar más herramientas para que sus acciones tengan éxito. 

Contemplo el fútbol desde una visión holística, pero a veces olvidamos una parte que es sin balón, y creamos a jugadores con cero conocimientos en ella. Esto hace que tras su paso al fútbol senior, donde todo ello parece que cobra importancia de forma milagrosa, sufran para adaptarse ante jugadores que ya lo dominan, a pesar de que son superiores a nivel ofensivo. Da igual que sean jugadores de grandes canteras, donde algunos opinan que no lo pueden trabajar porque siempre tienen el balón. Deben de darse cuenta que por desgracia, la mayoría saldrán a 2ºB o Tercera División, y no a su primer equipo, olvidarse de esto es un tanto egoísta (al igual que enseñar sólo a jugar combinativo, pero hoy no me quiero meter en ese jardín). 

Ya para acabar, saco una última pregunta y conclusión. Debatiendo este tema con compañeros, algunos opinan que el defender es algo innato, y claro que los grandes defensores tienen un talento para ello, pero eso se multiplicaría con correcciones adecuadas y con tiempo de práctica bien utilizado. ¿O es que los grandes mediocentros y delanteros, no traen talento incorporado? ¿De verdad alguien cree que se lo fabricamos nosotros? Por supuesto que facilitamos y ayudamos en los procesos de mejora, pero como dijo algún sabio, a los buenos tratad de no estropearlos. Y yo añado: la defensa también se entrena. 

Scouting en fútbol: El ojeador de promesas

en CANTERA/OPINIÓN/SCOUTING/TECNIFICACIÓN
scouting en el fútbol

Cristian paz

Llegan los equipos al campo, personal del club local haciendo sus correspondientes funciones, árbitros realizando las necesarias comprobaciones del terreno de juego, redes de las porterías, banderines de córner… pero de repente, alguien se percata de que en la grada hay un desconocido, una persona que no conocen ni unos ni otros…Sí, el ojeador del equipo “X” ya ha llegado al campo.

El ojeador es inteligente, intuitivo, previsor, sabe que, además de valorar los aspectos técnicos de los jugadores que va a realizar el seguimiento, entre otras cosas, es importante valorar y tener una percepción del comportamiento pre-partido que tienen éstos, es decir, lo que hacen, de lo que hablan, en definitiva, ser consciente de cómo afrontan el partido.

Ves el calentamiento y el partido, si al finalizar sacas conclusiones positivas de alguno de ellos, pasas más tiempo en el campo para poder realizar otro tipo de gestiones, reconocer a los padres del susodicho y poder realizar algún trámite si fuese necesario. Después de todo este proceso es cuando te vas a casa y realizas el correspondiente informe para el club.

Pero, no siempre es todo tan perfecto. En ocasiones, llegas con el partido ya empezado porque vienes de otro partido y te has perdido parte del proceso mencionado anteriormente.

Además, el entorno también influye, y mucho. Llegar a un campo donde mucha gente te conoce, te habla y conversas con ellos, te priva de perderte un calentamiento, una acción personal que te puede servir de mucho, un detalle que puede marcar un proceso de selección…

En los tiempos que corren, cualquier padre/madre o representante es consciente de que estás ojeando a algún equipo/jugador en concreto. En muchos casos, son los propios representantes los que corren la voz porque les interesa saber que el ojeador de X” está presente en el campo ojeando a sus futbolistas. Y, aunque actualmente los futbolistas están mejor preparados a nivel mental y son más inteligentes, a veces, por estas circunstancias, no son capaces de asumir la responsabilidad que se espera de ellos y la presión a la que se enfrentan no les deja dar su mejor versión.

PRIMERO LA TECNICA

Lo primero que se tiene en cuenta a la hora de decidir si un jugador me vale o no es la técnica, la calidad individual del futbolista, luego viene el resto. El que domina con destreza y habilidad el balón, el que realiza un control orientado y deja la pelota en condiciones para darle continuidad al juego, el que tiene la capacidad de superar a rivales jugando con su cuerpo, con la finta, el engaño al adversario incluso sin llegar a manejar la pelotaNo puedes dejar escapar la oportunidad, recomendarás a la dirección deportiva que se siga haciendo un seguimiento cercano al jugador y luego la persona encargada de esta área determinará el proceder, si se ficha o no.

En ocasiones, vas a ver al jugador que quieres fichar y en el camino se cruza otro que despunta. El primer trabajo ya lo tienes realizado. En el segundo, se toma nota y, si el jugador encaja en el juego del equipo para el que trabajas también se le puede firmar.

Obviamente, ese otro futbolista que te ha llamado la atención tendrás que realizarle un seguimiento a parte, ver que no le ha salido todo en ese partido, que no tenía un exceso de motivación, valoras el rival al que se ha enfrentado

Pero claro, además de esto, hay otros ítems que también son necesarios. La relación del jugador con la plantilla, con el árbitro, como maneja una situación tras ser sustituido, la formación académica, los padres…

En el fútbol actual priorizamos el talento individual, la técnica, pero, además, se está desarrollando un fútbol en el que prácticamente todos los jugadores deben ser rápidos, muy rápidos. Pero también tienes que ser consciente del puesto que estás buscando, el perfil de jugador. A lo mejor te interesa un 6 inteligente, con unas condiciones maravillosas pero no es rápido, hay que asumirlo así. La velocidad mental también cobra especial importancia, el que es capaz de percibir acciones, situaciones de juego antes que el resto es un aventajado.

En definitiva, son muchos los factores que influyen a la hora de tomar decisiones tan importantes como el fichaje de un jugador para un club, y más, cuando hablamos de clubes con un nivel de exigencia máximo. Por eso, cuantos más registros manejes sobre jugadores, más partidos los veas competir, más ventaja tendrás sobre la competencia.

Big data en el fútbol, ¿Esencia o rendimiento?

en OPINIÓN/TECNOLOGÍAS

La era del conocimiento ya esta aquí y ha llegado para quedarse. Tan fácil como un par de clics y tenemos a nuestra disposición todo el conocimiento que necesitemos. Nos encontramos en una época donde donde el problema ya no es tener datos, si no como manejarlos. Una época en la que se está empezando a valorar a la gente que es capaz de analizar, comprender e interpretar esos datos para aplicarlos en la realidad y tomar decisiones. Una época en la que el entrenador debe dominar el BIG DATA.

El fútbol, como deporte rey a nivel mundial, no se escapa de ello. Hasta día de hoy encontramos que los dispositivos electrónicos estaban prohibidos en los banquillos. Sin embargo, en esta campaña de LaLiga Santander no pasará a la historia solo por ser la del estreno del vídeoarbitraje (VAR). También estará marcada por el uso regularizado del canal de datos y vídeos, en los que destaca Mediacoach durante los partidos.  El uso de la herramienta está de momento limitado a unos 350 técnicos, ayudantes y analistas de los 42 equipos y de LaLiga. Y todos pueden saber todo de todos. Cualquier equipo puede investigar qué hacen los equipos que marcan diferencias para acercarse a ellos, generar modelos de trabajo que los pongan en ese camino. 

Esta herramienta de datos instaurada en LaLiga es solo el comienzo de como la Big data puede cambiar el futbol. Uno de los ámbitos donde se podría mejorar el rendimiento es el físico. La medición de parámetros físicos como la velocidad de carrera, los kilometros acumulados, las acciones de alta intensidad ejecutadas podrían ser claves para el desempeño del rendimiento del jugador, proporcionándonos en tiempo real, si el jugador se encuentra fatigado o incluso con un alto porcentaje de riesgo de lesión. Estos datos interpretados por el cuerpo tecnico pueden alterar decisiones anteriormente tomadas con subjetividad por parte del entrenador. Además podría darnos un indicativo de probabilidad de victoria y derrota según el estado físico del equipo. Este estudio buscó examinar cómo las distintas posiciones de juego y los resultados de los partidos (es decir, ganados, empatados, perdidos) se relacionan con las distancias totales cubiertas por los jugadores de fútbol en la Bundesliga y las distancias cubiertas a intensidades en diferentes rangos.

Los principales hallazgos de este estudio son que los partidos ganados difieren de los obtenidos en partidos perdidos en cuanto a distancias e intensidades de los mediocampistas y delanteros Estos se desplazan en distancias mucho más largas a intensidades en el rango de 21-23.99 km / h, así como por encima de 24 km / h. Esto parece confirmar la idea de que el juego de alta o muy alta intensidad es un factor relacionado con la preparación motora de los jugadores que puede ser crucial para afectar el resultado del partido. Sin embargo, no se observa que esto sea válido para todas las posiciones en el campo, siendo de particular importancia para los jugadores con posiciones ofensivas como los volantes y mediapuntas y los delanteros. Si los jugadores en estas posiciones pueden correr a tales velocidades sostenidas en el tiempo, podrán ejecutar tareas técnicas y tácticas específicas en el campo. Cuando no están en posesión de la pelota, a menudose dedicarán a actividades de alta intensidad (presión alta), en un intento por recuperar una pelota perdida. Mientras están en posesión de la pelota, a su vez realizan múltiples actividades de alta intensidad, como la recepción de pases y desmarques en carrera, seguidos por regates dentro del área rival o el tiro a portería. Además el análisis relacionado con la actividad de los defensas, y mediocampistas centrales y defensivos en los partidos ganados, a diferencia de los que fueron empatados o perdidos, revela que los jugadores en estas posiciones corrieron distancias mucho más cortas en rangos de intensidad de entre 17-20.99 y 21 -23,99 km / h. Estos datos no son más que el comienzo de lo que podría ser un abanico mucha más amplio, pero que podrían ser fundamentales en la preparacion física individualizada a cada una de las posiciones del campo. 

Análisis de los repliegues de Jordi alba con la herramienta mediacoach en el siguiente vídeo:

Otra de las áreas donde los datos podrían mejorar el futbol es el plano táctico. El análisis de la táctica del rival sirve para amoldar el estilo de juego la semana de partido contra ese rival, jugadas ensayadas, acciones y movimientos tácticos. Tambien el estudio de las jugadas más repetidas que acaban en gol pueden hacer cambiar de opinión al entrenador con su filosofía de juego, introduciendo variaciones tácticas para fortalecer esas jugadas. El Big data aporta toda clase de datos: mapas de calor por donde transita cada jugador, hasta un histórico de cada jugador con sus datos de velocidad máxima, que clase de esfuerzo suele realizar, en que zona, que desmarques realiza etc… 

Todo apunta que en el futuro, se podrá predecir modelos de juego y que estilo de jugador le complementa a otro en la medular, que pareja de delanteros consigue más goles etc… El Fifa y la vida real hoy esta un poco más cerca…. Solo queda ver si todos estos datos desvirtúan el fútbol como deporte de incertidumbre o llegan para mejorar el juego. Juzguen ustedes mismos 

FUENTE:

ALEJANDRO MARTÍN. LA HERRAMIENTA SECRETA DE LOS ENTRENADORES DE LALIGA. El país  30 NOV 2018 – 11:16 CET

https://elpais.com/deportes/2018/11/28/es_laliga/1543420081_307340.html?fbclid=IwAR3dSZjdJYUuzDhuTYGJKpwEdxTDxMzp4Ot_04pL6YwCdIlO6RTOPYFn6l0

0 0,00
subir arriba

fOLLOW
US

Contenido rápido y visual con rigurosidad

ÚNETE A NUESTRO CLUB.​

Consigue el Ebook gratuito para la planificación en prevención de lesiones que tu plantilla necesita.