Category archive

SCOUTING

EL FUTURO DEL FÚTBOL: HACIA DÓNDE AVANZA EL JUEGO

en METODOLOGÍA DE TRABAJO/SCOUTING/TÁCTICA

En primer lugar, me gustaría agradecer la oportunidad que me brinda el equipo que forma Efficientfootball de poder volver a expresar mi opinión sobre aspectos relacionados con lo que tanto nos fascina, ojalá más gente con la misma pasión y las mismas ganas de generar dudas y aprendizajes a los demás como vosotros. 

Dentro de esas dudas que toda persona que siente pasión por todo lo que rodea al fútbol suele y, en mi opinión, debe de tener si quiere progresar, se encuentran aquellas que nos provocan la incertidumbre de querer saber hacia dónde está avanzando todo lo que rodea al juego. La capacidad de poder anticipar los caminos que está siguiendo (sean o no del gusto del consumidor) me parece fundamental para intentar acercarnos a la posibilidad de mejorar la forma en la que entendemos todo lo que ocurre en el juego, en ésta época actual y en las venideras, y así retroalimentarnos con el propio juego de su análisis para buscar una mejora y una potenciación de ello. 

Partiendo del “todo” que engloba al fútbol, me gustaría desglosarlo en diferentes partes para facilitar el análisis. Preparación física, táctica, técnica. Todas interrelacionadas e imposible hablar de una sin que influya en la otra. Y ahora quiero que os preguntéis, viendo y analizando el fútbol actual, ¿hacia dónde creéis que camina?

Preparación física 

El hecho de que los estudios condicionales en fútbol, la mejora en los métodos y medios de entrenamiento y la llegada de la tecnología, han provocado una mejora en las capacidades condicionales de los futbolistas, es innegable. Sólo hace falta ver los datos que en ocasiones facilitan los clubes o las diferentes plataformas encargadas de medir el rendimiento físico de los jugadores, para ver que cada vez, los jugadores son más fuertes, lo que deriva en que sean más rápidos y más resistentes, provocando todo ello que cada vez se realicen un mayor número de esfuerzos a alta intensidad, de sprints o que las distancias corridas a alta velocidad y de los sprint sean mayores.  

 Mi opinión es que esta parte del juego cada vez se acerca más a la necesidad de que el jugador esté cerca de su excelencia física. El jugador está exigido a una elevada capacidad de repetir esfuerzos de alta intensidad. El aumento del ritmo de juego (velocidad del balón), creo que puede ser el causante, junto a la importancia que están cobrando las transiciones. Obviamente, debemos de individualizar, tanto por posiciones como por el propio jugador, pero es una tónica general en los partidos de alto nivel. 

Táctica

Si antes hablábamos de la mejora sufrida en los estudios y métodos de entrenamiento, y su relación directa con la mejora de la preparación física, con la táctica ocurre algo similar y que guarda, siempre bajo mi opinión, una relación directa. 

El aumento que la mejora condicional de los futbolistas ha provocado en el ritmo de juego, influye directamente en la táctica. Como hemos dicho con anterioridad, el fútbol y su complejidad forman un todo, en el que cualquier mejora producida en una de sus partes va a influir en el resto. Por lo tanto, la mejora del nivel condicional, sumado a la mejora del nivel de los entrenadores, tanto cualitativa como cuantitativamente (equipos de análisis), ha provocado cambios en el desarrollo táctico del juego.

Los estudios nos hablan de la importancia que tienen las transiciones, al igual que las acciones a balón parado, ocupando un elevado porcentaje de los goles producidos en la actualidad. No hace falta irse a los estudios, contemplando por ejemplo a los equipos que reinan en las principales ligas o competiciones del fútbol de primer nivel, observamos la importancia que le dan a estos momentos del juego. 

Mi opinión es que la igualdad producida por el alto nivel condicional de los jugadores, y del elevado análisis del rival que se realiza en la élite, está provocando que el juego se decida por pequeños detalles, como puede ser una pérdida de balón acompañada de una transición rápida o una acción a balón parado. 

Todas estas mejoras de las que estamos hablando, provocan que cada vez sea más difícil conseguir someter a los rivales por medio del juego combinativo y salir victorioso. Poniendo ejemplos que todos conocemos, veo difícil en el tiempo actual, un equipo similar al Barcelona de Pep Guardiola, por lo menos hasta que se vuelva a juntar una generación con tal nivel de comprensión y de capacidades para ese modelo de juego, ya que soy un firme defensor de que el fútbol es de los jugadores y nosotros (los de fuera) nos tenemos que limitar a dar herramientas para facilitarles el transcurso de los partidos todo lo posible. 

Para finalizar esta parte, adjunto dos opiniones personales. Creo que el futuro avanza hacia dotar al jugador de una “inteligencia táctica” que le permita interpretar las situaciones de la mejor manera posible, es decir, no solo dominar un modelo de juego. Sé de la dificultad que esto conlleva, por eso me parece fundamental el trabajo de los entrenadores en el fútbol base para ello. Por último, creo que los entrenadores debemos seguir avanzando en el análisis, tanto del equipo propio como del rival, para seguir llenando la mochila de nuestros jugadores de cara a cada partido que tengamos que enfrentar. Y también veo importante el dominio y la utilización de varios sistemas en un mismo partido, pero para eso necesitamos lo que hablábamos antes, jugadores capaces de interpretar cada uno de los contextos que esconde un partido, pues ellos son los que realmente juegan. 

Técnica

Venimos hablando de la igualdad que las mejoras condicionales y tácticas están provocando en el juego, provocando que muchos partidos se abran por detalles mínimos. Pues dentro de estos detalles mínimos, me parece que ocupa un lugar primordial toda acción técnica y su ejecución, siempre sabiendo que toda acción técnica nos lleva a una finalidad táctica. 

Cruyff, Guardiola, Bielsa… Los grandes conocedores del juego, siempre le han dado mucha importancia a los detalles técnico-tácticos, solo hay que echar un vistazo a sus libros, entrevistas o charlas para comprender que ven un factor diferenciador en cualquier mínimo detalle que te haga ganar tiempo y espacio. 

Y es que, en esta igualdad que se está produciendo debido al conocimiento que tienen los equipos de sus rivales, cualquier acción con la que se consiga ganar tiempo o espacio, puede servir para sacar una gran ventaja al rival. Ya que, como dijo Xavi Hernández recientemente, si un jugador consigue ganar medio segundo y su compañero otro medio segundo, puede ser un segundo de ventaja que consigues sacarle al rival.  

Hablamos de detalles tan simples como una buena orientación corporal, controlar con el pie alejado al rival, buscar el pase a la zona de ventaja del compañero… Y aquí me parece que cobra gran importancia algo que seguro que los “románticos” echan de menos y que si es efectivo, siempre consigue generar superioridad, el engaño, la creatividad, o más bien, el jugador capaz de generarlo. 

Algo que estamos perdiendo por precisamente parecer centrarnos en todo lo antes hablado, ya que, por muy fuertes que sean nuestros jugadores, por muy analizado que tenga al equipo rival, si un jugador consigue superar a 2 con una finta y un regate… 

Por algo el fútbol siempre será de los jugadores, pero debemos de darle herramientas en cada parte de ese todo tan bonito que es el FÚTBOL. 

Conclusiones

  • El fútbol actual ha sufrido cambios debido a que las partes que lo forman también lo han sufrido:
  • Preparación física: por lo general, el jugador cuenta con una mayor capacidad condicional, debido a la mejora en los procesos de estudio y de entrenamiento, provocando que el jugador corra más y mejor, y más rápido. 
  • Táctica: el estudio continuo al que está sometido el juego, provoca una clara mejora de los cuerpos técnicos, donde cada vez tienen más estudiado al rival y son capaces de anticipar algunas de las acciones que ocurran en un partido. 
  • Todo ello provoca una mayor igualdad, sobre todo en las competiciones de enfrentamiento directo, donde parecen cobrar gran importancia las transiciones y las acciones a balón parado.
  • Técnica: se está perdiendo creatividad, ese perfil de jugador que consiga superioridades por medio del regate o de “algo diferente” a la normalidad que parece que estamos llevando al fútbol.
  • Este texto, tan solo es mi humilde opinión, espero que el lector no saque ninguna “verdad absoluta”, y que le despierten mil dudas e inquietudes, pues ahí está la mejora. 

Preguntas

  • ¿Hacia dónde creéis que avanza el fútbol?
  • ¿Estáis de acuerdo en el aumento de la dificultad de someter al rival mediante fútbol combinativo? ¿Por qué?
  • ¿Cómo creéis que se puede recuperar el perfil de jugador regateador?

Contesta a Jandro Novoa en los comentarios abajo.

Scouting en fútbol: El ojeador de promesas

en CANTERA/OPINIÓN/SCOUTING/TECNIFICACIÓN
scouting en el fútbol

Cristian paz

Llegan los equipos al campo, personal del club local haciendo sus correspondientes funciones, árbitros realizando las necesarias comprobaciones del terreno de juego, redes de las porterías, banderines de córner… pero de repente, alguien se percata de que en la grada hay un desconocido, una persona que no conocen ni unos ni otros…Sí, el ojeador del equipo “X” ya ha llegado al campo.

El ojeador es inteligente, intuitivo, previsor, sabe que, además de valorar los aspectos técnicos de los jugadores que va a realizar el seguimiento, entre otras cosas, es importante valorar y tener una percepción del comportamiento pre-partido que tienen éstos, es decir, lo que hacen, de lo que hablan, en definitiva, ser consciente de cómo afrontan el partido.

Ves el calentamiento y el partido, si al finalizar sacas conclusiones positivas de alguno de ellos, pasas más tiempo en el campo para poder realizar otro tipo de gestiones, reconocer a los padres del susodicho y poder realizar algún trámite si fuese necesario. Después de todo este proceso es cuando te vas a casa y realizas el correspondiente informe para el club.

Pero, no siempre es todo tan perfecto. En ocasiones, llegas con el partido ya empezado porque vienes de otro partido y te has perdido parte del proceso mencionado anteriormente.

Además, el entorno también influye, y mucho. Llegar a un campo donde mucha gente te conoce, te habla y conversas con ellos, te priva de perderte un calentamiento, una acción personal que te puede servir de mucho, un detalle que puede marcar un proceso de selección…

En los tiempos que corren, cualquier padre/madre o representante es consciente de que estás ojeando a algún equipo/jugador en concreto. En muchos casos, son los propios representantes los que corren la voz porque les interesa saber que el ojeador de X” está presente en el campo ojeando a sus futbolistas. Y, aunque actualmente los futbolistas están mejor preparados a nivel mental y son más inteligentes, a veces, por estas circunstancias, no son capaces de asumir la responsabilidad que se espera de ellos y la presión a la que se enfrentan no les deja dar su mejor versión.

PRIMERO LA TECNICA

Lo primero que se tiene en cuenta a la hora de decidir si un jugador me vale o no es la técnica, la calidad individual del futbolista, luego viene el resto. El que domina con destreza y habilidad el balón, el que realiza un control orientado y deja la pelota en condiciones para darle continuidad al juego, el que tiene la capacidad de superar a rivales jugando con su cuerpo, con la finta, el engaño al adversario incluso sin llegar a manejar la pelotaNo puedes dejar escapar la oportunidad, recomendarás a la dirección deportiva que se siga haciendo un seguimiento cercano al jugador y luego la persona encargada de esta área determinará el proceder, si se ficha o no.

En ocasiones, vas a ver al jugador que quieres fichar y en el camino se cruza otro que despunta. El primer trabajo ya lo tienes realizado. En el segundo, se toma nota y, si el jugador encaja en el juego del equipo para el que trabajas también se le puede firmar.

Obviamente, ese otro futbolista que te ha llamado la atención tendrás que realizarle un seguimiento a parte, ver que no le ha salido todo en ese partido, que no tenía un exceso de motivación, valoras el rival al que se ha enfrentado

Pero claro, además de esto, hay otros ítems que también son necesarios. La relación del jugador con la plantilla, con el árbitro, como maneja una situación tras ser sustituido, la formación académica, los padres…

En el fútbol actual priorizamos el talento individual, la técnica, pero, además, se está desarrollando un fútbol en el que prácticamente todos los jugadores deben ser rápidos, muy rápidos. Pero también tienes que ser consciente del puesto que estás buscando, el perfil de jugador. A lo mejor te interesa un 6 inteligente, con unas condiciones maravillosas pero no es rápido, hay que asumirlo así. La velocidad mental también cobra especial importancia, el que es capaz de percibir acciones, situaciones de juego antes que el resto es un aventajado.

En definitiva, son muchos los factores que influyen a la hora de tomar decisiones tan importantes como el fichaje de un jugador para un club, y más, cuando hablamos de clubes con un nivel de exigencia máximo. Por eso, cuantos más registros manejes sobre jugadores, más partidos los veas competir, más ventaja tendrás sobre la competencia.

👉La intensidad táctica el FÚTBOL. ¿Que es y como medirla?

en METODOLOGÍA DE TRABAJO/RENDIMIENTO/SCOUTING

LA INTENSIDAD TÁCTICA EN EL FÚTBOL. ¿QUE ES Y COMO MEDIRLA?

La intensidad táctica en el fútbol hace referencia a la medición de las carga emocional de las tareas en el entrenamiento. En este artículo profundizamos en saber que es y como medirla, para aplicarla en el entrenamiento de fútbol.

Hemos visto como la periodización táctica (PT)  aboga por un modelo diferente en cuanto a planificar y distribuir las cargas de entrenamiento dentro del fútbol.

Tanto semanal como a lo largo de la temporada. Esto ha hecho que la manera de cuantificar las cargas planteadas sea totalmente diferente a lo que se trabajaba hasta ahora, donde la planificación de las cargas semanales atendía a modelo únicamente fisiológicos, sin tener en cuenta el factor emocional y psicológico del jugador, y hablando generalmente de pretemporada o picos de forma a lo largo de la temporada.

Como hemos visto, la PT basa su lógica interna en otros aspectos, siendo la guía del proceso del entrenamiento el Modelo de Juego (artículo).

Este Modelo de Juego será el que el entrenador intente conseguir con su equipo a través de un proceso de educación y entrenamientos, a través de un modelo  específico en el juego pretendido.

El factor emocional de las tareas

La intensidad táctica en el fútbol se basa en las emociones.

Entendemos que el proceso debe ser diferente a otros, y se basa fundamentalmente en el factor emocional (artículo), adquisitivo a nivel de conocimientos y en la capacidad de concentración a nivel individual y colectivo en el entrenamiento y en los partidos.

El estrés emocional producido en la competición, provoca un gran impacto a nivel emocional, psicológico y físico en los jugadores (estudio, estudio).

Este estrés viene producido por una alta exigencia en la capacidad de concentración, que requiere al jugador mantenerse alerta y activo mentalmente durante 90 minutos.

Por eso, parece tener sentido que durante la semana de entrenamiento, las tareas planteadas vayan encaminadas a trabajar la capacidad de concentración en determinadas tareas basadas en el modelo de juego, para que este jugador sea mucho mas eficiente a la hora de tomar decisiones y mantener un nivel de concentración alto dentro del partido.

Dentro de este contexto parece difícil encajar tareas como correr alrededor de un parque, subir escaleras o dar vueltas alrededor de un campo de fútbol como medios de acondicionamiento físico y preparación de un partido (¡ojo! No son necesariamente exclusivas, pero no deben ser la parte fundamental del entrenamiento).

La concentración

La concentración representa un papel fundamental el éxito de las tareas que planteemos en el entrenamiento y en la capacidad de lo jugadores de plasmar esto en la competición. Es la habilidad de cada uno para  dirigir al máximo su atención hacia aspectos relevantes de la tarea (Orlick, 1986 en Tamarit, X. 2007); la concentración es una destreza aprendida, de reaccionar pasivamente o de no distraerse ante estímulos irrelevantes.

Incluye dos elementos:

–               Ser capaz de prestar atención a la información pertinente e ignorar lo irrelevante y los estímulos perturbadores.

–               Capacidad de mantener la atención durante un largo periodo de tiempo.

Para José Mourinho es necesario plantear ejercicios no analíticos, sino ejercicios donde los jugadores tienen que pensar mucho, comunicar mucho y ejercicios de complejidad creciente que les obliguen a una concentración permanente. Ademas del trabajo especifico, es necesario el trabajo de esta concentración, mediante diversas técnicas que pueden ser útiles y que hemos analizado en este artículo.

La Fatiga Mental

Definiendo la fatiga podemos ver que es la incapacidad de mantener una determinada intensidad de ejercicio, caracterizándose por una disminución, más o menos acentuada, de la capacidad funcional del individuo (Vítor Frade en Tamatit, X. 2007)

La intensidad tactica en fútbol exige concentración en todo momento del entrenamiento, debido a su especificidad, lo que produce un tipo de fatiga mental-emocional que se debe tener en cuenta en la recuperación.

Algunos autores exponen que el desgaste  psicológico es más profundo que el desgaste físico.  Estos conceptos no son excluyentes y están interrelacionados y tienen interdependencia (Ameiro, N., Oliveira, B., Rosende, N. Y Barreto, R. En 2006 citados en Tamatit 2007).

Este tipo de fatiga es entrenable y es lo que propone la PT, que tiene como objetivo la creación de hábitos para que estos pasen de ser un saber adquirido a pertenecer al subconsciente, economizando el uso del sistema nervioso.

La vivencia de ciertos comportamientos (principios y subprincipios del juego) nos crean unas emociones y sentimientos que mas tarde, ante una situación similar (en un partido), nos ayudarán a la descodificación de información y en la toma de decisiones, reduciendo el proceso de razonamientos y permitiéndonos la anticipación (Tamatit, X. 2007)

Entonces ¿qué es la intensidad táctica en fútbol?

Podemos definir la intensidad táctica en el fútbol como la forma de medir y prevenir la fatiga mental que producen las tareas que planteamos en el entrenamiento. Teniendo en cuenta esta intensidad en fútbol, para hacer una correcta distribución de las cargas  a lo largo de la semana, respetando los ciclos de recuperación y de adquisición que tienen nuestros jugadores.

Para Vítor Frade la intensidad de una tarea solo puede estar caracterizada cuando se asocia a concentración. Esto quiere decir, por ejemplo que una vuelta al campo de fútbol, realizada en poco tiempo y a una velocidad alta, representara una intensidad elevada a nivel fisiológico, pero no así a nivel mental.

Por otro lado una tarea de juego reducido de 4×4 buscando intensiones tácticas como un numero determinado de pases o mantener la marca de un jugador requerirá mucha mayor intensidad a nivel mental y seguramente la misma a nivel fisiológico que correr alrededor del campo.

La guía del proceso: La dimensión táctico-técnica

Para estos autores, la dimensión táctico- técnica debe ser la guía de todo el proceso de entrenamiento, dándole intencionalidad al ejercicio que estamos trabajando, lo que obligara a mantener activo mentalmente al jugador. Esta intencionalidad es aquella que pretendemos que se reproduzca en la competición.

Hemos visto en el articulo anterior como la PT se basa en la adquisición progresiva a corto y a largo plazo de hábitos y comportamientos que queremos ver reflejados en la competición.  A lo largo de la temporada deberá ser trabajados estos aspectos,  sumando semana a semana nuevos comportamientos.

Pero así como es necesario la suma de comportamientos, también es necesario el trabajo de comportamientos y hábitos ya trabajados, para evitar la perdida de estos. Esto quiere decir que debemos avanzar siempre, teniendo una base sobre la que trabajar,  ya que la ausencia de ejercicios adquiridos hace que los jugadores olviden. Deben practicar ciertas acciones ya aprendidas para evitar que se olviden, y la mejor forma de hacer esto es a través del trabajo en Especificidad, ya que estos trabajan los principios y subprincipios del modelo de juego.

Con todo esto vemos que es necesario otro tipo de cuantificación a la hora de valorar las tareas que la PT propone, ya que si trabajamos en Especifidad, la guía es el Modelo de Juego y las acciones táctico-técnica, no tiene cabida valorar la intensidad de las tareas con parámetros únicamente fisiológicos .

Cuantificación de las tareas

Para explicar la intensidad de las tareas desde la intensidad táctica, tomaremos como modelos el trabajo planteado por Tito Ramallo y Fernando Rodríguez en el Real Club Deportivo de La Coruña, donde han desarrollado un tipo de cuantificación en función del gasto mental que provocan las tareas en el jugador.

La idea que propone Tito Ramallo, es darle a una medida al tipo de tareas que plantea este tipo de tareas.

intensidad tactica en futbol

Intensidad táctica tomada de Ramallo Riveiro, Riveiro y Rodríguez.

A modo general, los autores de este modelo basan su entrenamiento en diferentes factores y aspectos, como la comprensión del juego, el modelo de juego o los principios de juego. En este caso nos quedaremos con el base de la propuesta y nos limitaremos a explicar el modelo planteado a través de la tabla de intensidad que ellos mismo crearon.

Esta tabla de intensidad sirve para identificar el grado de intensidad táctica que le podemos dar a una tarea con componente táctico dentro del entrenamiento.

Elementos para medir la intensidad táctica

Primero definiremos los elementos que engloba esta propuesta.

Momentos: los momentos corresponden a las 4 fases en las que podamos dividir el juego. A pesar que el juego es un todo, podemos identificar 4 fases dentro de este:

  • Ataque organizado
  • Transición Ataque-Defensa
  • Defensa organizada
  • Transición Defensa – Ataque

Dentro del numero de jugadores que realizan una tarea, podemos identificar tres tipos de tareas:

  • Individual- Un jugador solo
  • Grupal – Hasta 6 jugadores
  • Colectiva- de 6 a 11 jugadores

Con estos elementos, definiremos el grado de intensidad de tareas, donde pondremos mas o menos intensidad táctica, en función del grado de acciones que tengan que pensar los futbolistas, siendo el factor que condiciona la tarea,la suma de momentos del juego que hay que trabajar.

Suma de Momentos y Jugadores

Para cuantificar cuanto tienen que pensar, estableceremos que cuanto mas momentos del juego tenga que realizar el jugador, mayor será el grado de concentración, viéndose que:

–                Ataque con transición hacia la defensa (2 momentos)  será mas intensa mentalmente que la realización de un ataque aislado (1 momento) dentro de una tarea.

–               Una tarea donde exista un ataque un organizado (momento 1), y tras perdida o  finalización, de realice una transición y una defensa organizada (momento 2)  será mucho mas intensa que la anterior (3 momentos de juego).

–               Determinada acción donde exista un ataque (momento 1), tras perdida o finalización se produzca una transición (momento 2), se realice una defensa organizada (momento 3) y tras recuperación se realice una transición hacia el ataque (momento 4) será mucho mas intensa que todas las anteriores, ya que existen 4 momentos del juego que le dan complejidad a la tarea.

De esta manera vemos que cuantos mas momentos tenga la tarea, mayor será la necesidad de pensar del jugador, y esta intensidad aumentara, cuanta más relación con los compañeros y oponentes exista, siendo una tarea grupal (hasta 6 jugadores) mas intensa que una tarea individual, y una tarea colectiva (entre 6 y 11 jugadores) mas intensa que estas dos.

Orden de las tareas durante la semana

Entendido esta forma de cuantificar las tareas, podemos definir la intensidad de las mismas dentro de nuestro propio entrenamiento y darles el orden necesario dentro de la estructura semanal que hemos analizado en el artículo anterior, simplemente sabiendo el valor que tiene cada tarea. Estas tareas, planteadas en el artículo de juegos reducidos deberán tener un valor diferente según el día de la semana.

Las tareas con mayor carga de trabajo, deberán ser trabajadas en aquellos días donde el jugador se encuentre mas descansado física y mentalmente, es decir en los días de adquisición (miércoles y jueves), donde podremos aplicar mas carga a nivel mental en las tareas. Debemos tener en cuenta que la competición supone la mayor carga mental y que se debe tener en cuenta la recuperación entre un partido y otro para trabajar de manera correcta, teniendo en cuenta los tiempos de recuperación del jugador.

estructura semana periodizacion táctica

Ejemplos

–  4×4  con dos porterías y por lo tanto inclusion de 2 porteros, donde los dos equipos tengan que atacar a portería contraria, realizar la transición a defensa, defender y volver a montar un ataque, tendrá un valor de 11, ya que se trata de una tarea grupal de 4 momentos.  Esta tarea deberá estar enmarcada en el día miércoles, puesto que los jugadores no se han recuperado al completo, pero pueden comenzar a realizar tareas con más intensidad.

–  9×9 con inclusion de porteros, donde los jugadores tengan que realizar los 4 momentos comentados anteriormente, tendrá un valor de máximo, de 12, ya que se trata de una tarea colectiva de 4 momentos y deberá ser trabajada en el día que los jugadores estén en maxima disposición de realizar la tarea, como puede ser el día jueves.

Una tarea de 4×4, donde 4 atacantes UNICAMENTE realizan el ataque y los defensas UNICAMENTE realizan la labor defensiva, y donde al finalizar la jugada no se producen transmisiones, tendrá un valor de 2, ya que se trata de una tarea grupal, donde únicamente existe un solo momento.

De esta forma, tendremos que ir clasificando nuestras tareas en función del tipo de valor que tenga, e ir ordenándolas en función del microciclo semanal para así potenciar la recuperación y las adaptaciones de nuestro jugadores.

Resumen

La intensidad táctica en el fútbol muestra otra forma de medir las tareas aplicadas en el entrenamiento en fútbol.

Puestos que la forma de entrenar es diferente, las formas de medir este entrenamiento deben atender a otro tipo de factores no solo basados en parámetros fisiológicos. La intensidad táctica debe ser la herramienta que debemos utilizar a la hora de programar desde el enfoque de la periodización táctica.

0 0,00
subir arriba

fOLLOW
US

Contenido rápido y visual con rigurosidad

ÚNETE A NUESTRO CLUB.​

Consigue el Ebook gratuito para la planificación en prevención de lesiones que tu plantilla necesita.