in , ,

Fútbol Base. Metodología de Trabajo

La oferta de escuelas de futbol por parte de clubes modesto o de barrios ha ido creciendo en la ultima década. Estas escuelas de futbol cada vez sustituyen la calle y el juego libre como vía de aprendizaje e interacción con el deporte y es cada vez mas frecuente que ofertan la iniciación y el aprendizaje del deporte en cuestión, de manera que un niño o niña comience desde temprana edad, alrededor de los 5-6 años a jugar al futbol y desarrollar distintas capacidades  propias del deporte. 

Si bien es cierto que esta tendencia a logrado promocionar el deporte y ha logrado que los padres apunten a sus hijos en disciplinas deportivas con el fin de inculcar una vida deportiva y saludable, comenzar a realizar un deporte a de manera tan especifica puede traer consecuencias en el desarrollo motor y  deportivo del niño. 

Estas escuela de futbol, muchas veces pecan de ser eso precisamente, especificas. Escuela donde únicamente se enseña fútbol. Obviamente la categoría del club, así como las instalaciones y presupuesto del mismo marcaran la diferencia entre unas y otras, no siendo lo mismo una escuela del FC Barcelona comparada con cualquier escuela de barrio. A pesar de estas diferencias abismales, la base no debería ser demasiado diferente, siendo esto el problema que ocurre actualmente, donde la base no esta bien asentada. Y como base entendemos la filosofía educativa del club, y esto no depende en gran medida de la capacidad económica de un club. 

Como base debemos entender que los jugadores y jugadores deben desarrollar ciertas habilidades según las etapas evolutivas que estén atravesando y que según estas etapas los contenidos serán diferentes. Muchas escuelas abogan por enseñar únicamente futbol dentro de sus entrenamientos, generalmente primando el factor competitivo, quedándose con los mejores jugadores para intentar ser campeones de las ligas que disputan. Cada vez se prima mas la competición sobre la educación. 

Debemos entender, que el factor competitivo juega un papel fundamental dentro del desarrollo del jugador, pero debe ser introducido a la edad correcta y primar otros aspectos en las etapas de iniciación, y como veremos estos factores son independientes del estatus, presupuestos y categoría del club, ya que dependen meramente del objetivo que pretende marcar cada entidad  con sus equipos y de la labor de los entrenadores a la hora de trabajar con estos equipos. 

Habitualmente la iniciación en los deporte se realiza con modelos ya estructurados, que únicamente atienden a modelos competitivos (como futbol sala, futbol 7 o futbol 11) y donde se establecen objetivos que los jugadores deben alcanzar. En este sistema se prima el resultado por encima del proceso, y es el jugador el que debe adaptarse al sistema, sin ser el sistema el que se adapte al jugador. De esta manera aquel jugador que no cumple las condiciones, es desechado por no cumplir los objetivos marcados y por no tener talento. 

Además existe un tendencia, donde se coloca a los entrenadores menos preparados con las categorías de menos edad y a los mas preparados con los de mas categoría. Si aplicáramos la lógica correcta, veríamos que aquellos entrenadores que presentan mejor preparación podrían realizar un trabajo de base, puesto que los jugadores mas pequeños son los que deberían recibir una base motriz, coordinativa y socio- afectiva mayor, puesto que se encuentran en las edades de mayor capacidad de aprendizaje. Colocar a entrenadores pocos capacitados con los mas pequeños es un craso error que los niños de nuestra sociedad están sufriendo.  

En busca del modelo correcto

Para poder hablar de un modelo diferente debemos cambiar el paradigma con el que vemos la realidad. En este caso, Paco Sierul-lo plantea un nueva perspectiva que ha sido la base de trabajo en las escuelas del FB Barcelona en los ultimo 20 años. 

Como comentamos  en el articulo sobre enfoque estructurado, la perspectiva planteada por Seiurl-lo se basa en el individuo y no en el sistema. Este, entiende que es el sistema el que debe adaptarse al jugador y no al revés.

La propuesta planteada por Seirul-lo es una propuesta basada en la construcción de una situación ideal, de manera que cada situación sea adaptada al tipo de jugador o grupos de jugadores que tenemos en nuestro equipo. Al igual que en la periodización táctica, la propuesta de trabajo debe estar basada en el tipo de características, entorno e historia del club. 

De esta manera se trata de construir un proceso de aprendizaje en el cual cada categoría en la que se trabaje sea la base sobre la que se asientan las siguientes etapas de aprendizaje, y no etapas inconexas donde cada entrenador trabaja de manera aislada y sin tener en cuenta las etapas y necesidades de cada jugador. 

En vista de esto, para Seirul-lo es imprescindible que todo jugador sea orientado en su vida deportiva a través de un proyecto deportivo que se adecue a sus necesidades evolutivas y que no se precipite por acontecimientos deportivos como la competición. 

Diseñando el proyecto

Para el diseño de un proyecto educativo basado en el futbol, nos enfocaremos en el funcionamiento de una escuela deportiva modesta, donde los recursos sean limitados y las exigencias competitivas no sean tan altas como en clubes donde la estructura es mucha mas profesional. 

Tomaremos como referencia las etapas planteadas por Paco Seirul-lo, que entiende que dentro del proceso de educación del jugador existen tres etapas bien diferenciadas, de las cuales analizaremos y explicaremos dos de ellas puesto que la última pertenece a edades comprendidas entre lo 29-40 años. 

Fase I – Inicio a la práctica – El niño quiere ser deportista

Esta fase comprende las edades entre los 5 y los 7 años, donde los niños y niñas tienen los primeros contactos con diferentes deportes. 

Dentro de esta fase la finalidad es integrar las habilidades motrices del sujeto. 

Las tareas deben estar basadas en elementos cognitivos, coordinativos y socio- afectivos, en situaciones abiertas y de forma cíclica donde el sujeto aprenda diferentes acciones motrices propias de la edad. 

El trabajo dentro de esta etapa debe ser global y no especifico del deporte. Se debe trabajar a partir del deporte, capacidades básicas del individuo como correr, agarrar o saltar así como la interacción como móviles de diferentes tipos (balones de rugby, tenis, futbol, vóley). 

Fase II- Fase de formación genérica polivalente- El niño puede ser deportista.

En esta fase se continua trabajando los elementos que se comenzaron a introducir en la etapa anterior, y además se introducen habilidades motoras de los deportes, y habilidades deportivas concretas de forma mezclada y sin llegar a la especialización. 

Este trabajo en las habilidades motoras de los deportes, debe estar basado un trabajo indiferenciado e diferenciando de las capacidades del sujeto. Esto quiere decir que se debe hacer un trabajo general, donde se trabajan aspectos generales de la motricidad, y además, mediante un trabajo diferenciado se deben trabajar aspectos concretos del sujeto, para mejorar errores y potenciar los aciertos. 

Además de propone trabajar con habilidades deportivas, distinguiendo dos tipos de trabajo:

Juegos deportes

En los juegos deportes se practican distintos deportes de forma mezclada. Se seleccionan 2-3 deportes individuales y 4-5 deportes colectivos. En este caso no se trata de competir, sino que se trata de jugar a una variedad de deportes, mezclando las reglas de unos y otros. 

Grupos de Juego Deporte

En este caso, las actividades que se plantean, son un grupo de deportes, donde parece que el sujeto muestra mayor desempeño, de forma que se seleccionan deportes con motricidades similares, para que el sujeto experimente estas acciones. 

Fase II- Preparación multilateral orientada (entre los 11 -13 años)

Dentro de esta fase se orienta de manera progresiva hacia un grupo de deportes y posteriormente hacia un deporte donde el jugador muestra mas eficiencia, de manera que se potencia las habilidades que este muestra frente a un grupo de deportes.

Dentro del entrenamiento, se distinguen dos tipo de trabajo.

La formación corporal personalizada

En esta fase es fundamental el trabajo de las capacidad condicionales del jugador,  ya que debido al crecimiento y comienzo de la maduración corporal, comienzan a despuntar las capacidades condicionales, como fuerza y resistencia, por lo que será necesario desarrollarlas y potenciarlas de manera correcta. 

Este trabajo condicional servirá como base de las acciones técnicos táctica, que dentro de esta etapa el jugador deberá realizar estas acciones a la máxima velocidad posible.

Adquisición orientada de la técnica y táctica 

En esta fase se debe definir la especialidad deportiva del jugador, por lo que se comienza a trabajar de manera mas concreta con trabajos técnico-tácticos propios del deporte. 

Además se debe orientar el trabajo de la técnico y la táctica, basándonos en la realización del jugador, y no en modelos estándares, es decir adaptar el entrenamiento a las capacidades del jugador, en sus necesidades. 

Las tareas deben estar ajustadas a las posibilidades personales de cada sujeto, con tareas de variabilidad y sin demasiados desequilibrios. Dentro de estas tareas es necesario comenzar a trabajar con tareas simuladores preferenciales, que trabajen las diferentes estructuras del individuo. 

Estructura cognitiva

Estructura coordinativa 

Estructura socio-afectiva

Por ultimo, es necesario, que el entrenador y el jugador basen su trabajo en el proceso y no en el resultado. 

 Fase de iniciación especifica (entre los 14-16 años)

La fase especifica es la antesala del alto rendimiento. Dentro de este rango de edad el jugador ha ido madurando emocionalmente y motrizmente para comenzar a realizar un proceso de especialización deportiva que lo lleva al alto rendimiento con herramientas para poder desenvolverse con criterio dentro de esta etapa. 

Por eso, en esta etapa se trabaja de manera que el jugador adquiera la técnica y la táctica especificas del deporte de manera global para posteriormente especializarse en un puesto especifico del deporte. 

Se debe adaptar el proceso de entrenamiento y programar de acuerdo a las necesidades del jugador.

Dentro de las sesiones se introducen de manera mas especifica tareas simuladoras con dificultad adaptada y dando alternancias para planificar los descansos. 

De esta manera, se plantean dos objetivos

Optimización técnico-táctica 

Dentro de esta optimización, se busca que el individuo ponga al servicio sel equipo estas tareas técnico-táctica, adquiriendo un papel dentro del grupo y relacionándose con este. 

Además las técnica aprendidas deben ser depuradas frente a un contexto mas competitivo, de manera que será tarea del entrenador plantear tareas que simulen estas situaciones dentro del entrenamiento de cara a la competición. 

Adecuación del ecosistema 

Definimos ecosistema como todos aquellos aspectos que rodean a la competición y a la cultura e historia del club. Es necesario valorar como el jugador se relaciona e interacciona con el contexto competitivo (cítricas, elogios, resultados) así como la con la visión y educación que plantea el club donde entrena. 

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

Matias Rodriguez

Written by Matias Rodriguez

Preparador y Readaptador Deportivo especializado en Fútbol.

Master en Rendimiento en Deporte de Equipo.
G. en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte.

Apasionado del fútbol y su preparación.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote
aprendizaje en el futbolista

Mejorar el proceso de aprendizaje en el futbolista

⚽️Paco Seirul-lo. Notas selectas sobre el entrenamiento en fútbol